38 años de inclusión.

38 años de Coronavirus para mí.

Son hoy 38 los años que llevo ganándole minutos a esta vida. 38 años de reclusión de un virus peor que el Covid, la dependencia.

Son tantos y tantos los arquitectos contagiados por una enfermedad que para parte de la población es mortal, las barreras, las que vienen de obra, y las que están en vuestra cabeza. Llevo toda mi vida demostrando a mí entorno que con ayuda no hay límites, y luchando el partido más difícil, el de ganar al ego de un mundo que aún hoy no sabe trabajar en equipo.

Mi equipo sois TODAS vosotras, personillas de un mundo que intentamos hacer para que nadie se quede fuera, y mi mayor regalo, podría ser una camiseta de fútbol, pero es un legado, a lxs que sueñen con ser entrenadorxs de fútbol desde su silla de ruedas, NUNCA MÁS PODRÁN DECIROS QUE NO PODÉIS.
He durado más de lo que yo esperaba, disfrutemos cada segundo y aunque sabemos que es mentira, sintamos la inmortalidad.
Gracias a mis padres. Gracias a mis madres. Gracias a mis hermanos. Gracias a mis hermanas. Gracias a todas por no dejarme nunca solo.
Kaly

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.